lunes, octubre 22, 2007

30 de Septiembre

Aunque nos acostamos temprano, cerca de las 9, a las 6 ya estábamos en pie, ya que el sol estaba a punto de salir, y con él, un día lleno de emociones y vivencias. Volvimos al poblado de Dashan, donde en el centro social nos acogió un centro de discapacitados "La ciudad del sol" y nos prepararon un variado repertorio de talleres que iban desde la papiroflexia, la realización de flores artificiales con seda, manejo de los palillos, caligrafía china, etc. que hicieron de las delicias de todos. Cuando acabó todo fuimos al hotel a las 11 y media a comer. Por la tarde fuimos a recibir a la antorcha que llegaba a nuestra zona, llevada por policías irlandeses y atletas y voluntarios chinos. Junto a nosotros había un colegio con niños y niñas uniformados y con un riguroso orden que hasta a los chicos sorprendía. Una vez que la antorcha salió en dirección a otro distrito la acompañamos un trecho. Después nos llevaron a un jardín donde debajo de las pérgolas las parejas bailaban bailes de salón, cosa que nos sorprendió y fotografiamos, pero luego ocurrió que los chicos al oir la música se fueron a bailar y al final los fotografiados eramos nosotros. En el jardín se erigía una estatua de un maestro que llevó a nivel educativo importantes cambios. Tras el agotador día volvimos al hotel.

No hay comentarios: